sábado, octubre 29, 2005

La mano de Dios

Hola estimados,

Es triste ver cómo la tragedia ha golpeado a muchas personas este año en nuestro continente. Los últimos 2 meses, especialmente, llenos de huracanes y tormentas en la costa Este del continente americano, afectando miles de kilómetros a los largo de la costa e inundando ciudades enteras y tomando muchas vidas. Gracias a Dios, su mano poderosa nos ha guardado y cuidado de todo percance. Estas tragedias se deben, en parte, a la destrucción que el ser humano ha propinado a la creación de Dios, a nuestro planeta, nuestro hogar y, por supuesto a nuestros descendientes.

Creo que es un buen momento de detenernos a reflexionar y confesar nuestro pecado contra la creación del Dios Todopoderoso, a quien rogamos tenga piedad de nosotros.